Estrellas y Licey, reencuentro en una final 43 años después

Santo Domingo.-La última vez que Estrellas y Licey se vieron las caras en una final Ricardo Ravelo, el actual presidente de los felinos, cursaba el bachillerato, con 16 años.

Fernando Tatis, que ahora dirige a los verdes, apenas tenía cinco y el jugador nativo de mayor de edad entre los que verán acción en este match, Alfredo Simón (39 años), no había nacido.

Era principio de 1980, recién había llegado la democracia al país, que se recuperaba de los efectos del huracán David y la tormenta Federico, la caña de azúcar se mantenía como el principal producto de exportación y la Unión Soviética era la segunda economía del planeta.

Fue un título simbólico para la grey azul, puesto que fue la décima corona.

El enfrentamiento entre elefantes y fieras en las finales es el menos frecuente entre los cuatro equipos fundadores de la Lidom.

Esta será apenas la cuarta vez que se ven; Águilas y Licey lo han hecho 21 veces; Leones y cuyayas 12; Tigres y cibaeños 10 y escarlatas y paquidermos, seis.

Los felinos llegan a su sexta final en los últimos 10 torneos (de las que han ganado dos) un tramo en el que ningún equipo ha repetido, muestra del equilibrio y lo impredecible que se ha convertido el circuito, impulsado por los sorteos de novatos y reingresos.

En San Pedro de Macorís reciben la final por segundo torneo en fila y tercera en cinco años, todas bajo las riendas de Tatis, el estratega que terminó en 2019 con medio siglo de travesía seca por el desierto.

Las boletas en el Tetelo Vargas estarán más caras que en el Quisqueya. Los orientales venderán sus asientos a RD$3,000 los palcos VIP; RD$2,500 los palcos regular; RD$1,500 las preferencias; RD$1,000 gradas y RD$250 los bleachers.

En el Quisqueya costarán RD$1,500 los palcos corporativos; RD$1,200 los palcos A; RD$700 los AA y RD$500 las preferencias.

La final, pactada a un 7-4, arranca este viernes en el Quisqueya, viaja el sábado a San Pedro y vuelve el domingo a la capital. El lunes será libre y el cuarto partido será el martes en la Serie 23.

Panorámica

El Licey y Estrellas llegan enchufados. Tan así que el equilibrio inédito que llevaba el round robin hasta el pasado viernes estas novenas se rebelaron ante los cibaeños y ganaron todos sus partidos para evitar que se disputen las últimas dos fechas del todos contra todos.

La dupla Jorge Alfaro/Emilio Bonifacio fue demoledora.

El receptor colombiano bateó para .383/.471/.633 con 10 extrabases y nueve carreras remolcadas, en tanto que el veterano capitán azul se fue para .303/.361/.561, también con 10 extrabases, y 13 remolcadas.

El bate de Mel Rojas Jr., ha llegado para complementar el line-up que tiene al MVP de la liga, Ronny Mauricio.

Los de José Offerman tuvieron el mayor diferencial de carreras (+20) con la única efectividad colectiva por debajo de los 3.00 (2.90).

La ofensiva verde tuvo un protagonismo más repartido. Gustavo Núñez, Jeimer Candelario, Robinson Canó, Lewin Díaz y Danny Santana desequilibraron y suman a Henry Urrutia a su alineación y al lanzador Carlos Hernández.